AJO, SABOR, ALIMENTO Y MEDICINA

Posted by Begoña Rojo on 21:41 with No comments


Crece en muchas partes del mundo y es un ingrediente popular en la cocina debido a su olor fuerte y sabor delicioso. Está estrechamente relacionado con cebollas, chalotas y puerros.
 
Sin embargo, a lo largo de la historia antigua, el principal uso del ajo fue por su salud y propiedades medicinales. Su uso esta bien documentado por todas las grandes civilizaciones.
 
Contiene sustancias tan potentes que bien podría colocarse en los estantes de las farmacias. Sus beneficios son tantos que no es exagerado decir que su uso diario aleja la enfermedad. Es bueno para la fluidez de la sangre, para prevenir la gripe y contra las infecciones. Favorece el sistema inmunitario y posee un alto valor nutritivo con muy pocas calorías.

 
Una porción de ajo de (28 gramos) contiene:
 
  • Manganeso : 23% de la RDA (Recommended Dietary Allowances)
  • Vitamina B6 : 17% de la RDA.
  • Vitamina C : 15% de la RDA.
  • Selenio: 6% de la RDA.
  • Fibra: 0.6 gramos.
  • Contiene también calcio , cobre, potasio, fósforo, hierro y vitamina B1.

- En Egipto y en la Grecia clásica ya se alababan las propiedades del ajo. Actualmente se sabe que sus componentes resultan eficaces para mejorar la circulación sanguínea, para resistir a las infecciones e incluso para prevenir el cáncer. Todos estos beneficios pueden conseguirse incorporando diariamente una simple picada de ajo y perejil que preste su aroma a sofritos, asados, sopas, ensaladas y mil recetas más.

- Entre las cualidades del ajo, que se deben a sus compuestos azufrados, como la alicina, el ajoene y el trisulfuro de alilo, destaca el efecto anti infeccioso. Numerosos estudios indican que el ajo combate desde gripes y resfriados hasta el herpes o la candidiasis.
 
- Otra propiedad es que reduce el colesterol en la sangre: dos dientes de ajo frescos al día disminuyen el colesterol malo (LDL) en un 10%.
 
MÚLTIPLES PROPIEDADES

- Ayuda a prevenir y reducir la gravedad de enfermedades comunes y es muy beneficioso en patologías crónicas.

- Fluidifica la sangre, beneficiando el sistema circulatorio y el corazón.

- Baja el colesterol y la tensión arterial.

- Es un depurador con propiedades antivíricas y antibacterianas.

- Posee acción antialérgica.

- Contiene antioxidantes que protegen contra el daño celular y el envejecimiento.

- Puede disminuir el riesgo de sufrir alzhéimer y demencia.

- En las gripes y resfriados es especialmente útil para aliviar la congestión nasal.

- También resulta muy eficaz para regular la tensión arterial y en problemas cardiocirculatorios porque dilata los vasos sanguíneos, reduce el riesgo de que se formen coágulos e inhibe la formación de placas.

El efecto anticancerígeno se explica porque el ajo estimula las células del sistema inmunitario, a la vez que evita la formación de nitritos, elementos que pueden provocar el desarrollo de tumores, en especial de colon, estómago y vejiga.

¿Cuánto ajo se debe consumir? 

Dos dientes crudos al días son suficientes. Más cantidad no mejora los efectos y puede irritar el tubo digestivo. Es recomendable tomarlo crudo porque cocido pierde algunos de los compuestos volátiles.

Mucha gente tiene reticencias ante el ajo porque le preocupa el mal aliento. No existen remedios milagrosos, pero se puede mitigar el problema masticando un poquito de perejil, menta, cilantro o clavo. También es eficaz beber de vez en cuando un vaso de agua.